Primer Encuentro Contra la Crisis Capitalista y por el Socialismo Revolucionario


Cuando se profundiza la crisis capitalista a nivel mundial y particularmente en Venezuela, El Movimiento Guevarista Revolucionario, se hace eco de las diversas voces que piden un pronunciamiento de los sectores revolucionarios en relación con la crisis capitalista y sus posibles vías de solución en beneficio de la clase obrera y de todo el pueblo pobre y explotado de la ciudad y el campo.

Se ha visto en los últimos días como desde el gobierno, se ha impulsado un conjunto de medidas que no constituyen ningún beneficio para las trabajadoras y trabajadores. Por el contrario. Todas las medidas tomadas apuntan en relación que sean justamente Las trabajadoras y trabajadores quienes paguen el costo de la crisis. La disminución real del salario mínimo en relación con la inflación, el aumento del 33,3% del IVA, el recorte del presupuesto y la venta de bonos a la banca privada, constituyen una mezcla de medidas Keynesianas (desarrollo del gasto social) y neoliberales (aumento del IVA y disminución de los salarios) que solo apuntan a mantener el sistema capitalista.

La venta de bonos de la deuda pública a la banca privada, tampoco es una medida a favor de los intereses populares y mucho menos socialista. Ante la crisis financiera mundial y el peligro de un crack bancario, el gobierno bolivariano ha optado por fortalecer a la banca privada, medida insólita cuando la misma sólo garantiza favorecer al enemigo de clase, a la burguesía financiera que no tiene ningún tipo de compromiso ni con los intereses nacionales y mucho menos con los intereses del pueblo trabajador que lucha por construir el socialismo.

No hay ninguna medida en los anuncios que tienda hacia el socialismo. Por lo contrario, se han realizado fuertes advertencias a los trabajadores para que no protesten ni exijan el cumplimiento de sus contratos colectivos y derechos laborales. Otro tanto ya empieza a ocurrir en el resto de América Latina con los llamados gobiernos “progresistas” y se preparan más medidas y más llamados a la “paz social” que no es otra cosa que la paz de los ricos y poderosos que piden a los trabajadores que no los molesten con protestas y reclamos mientras ellos los siguen explotando.

imageDe todas formas, la situación empieza a cambiar en América Latina y también en Venezuela. Son miles y miles de honestos militantes de los movimientos sociales, que se desilusionan progresivamente del proyecto reformista y buscan alternativas para enfrentar la situación fuera de los marcos estrechos del sistema capitalista y de la legalidad burguesa. Ya hoy se escuchan nuevas voces que se suman al reclamo de medidas efectivamente que apunten al socialismo. Un nuevo aire se respira en América Latina y en Venezuela mientras lentamente se recompone una propuesta efectivamente revolucionaria.

La irrupción de nuevas fuerzas revolucionarias en Venezuela, estimula el debate y posibilita la construcción en forma colectiva de una propuesta revolucionaria que enfrente en forma decidida a la burguesía y al capitalismo, que hoy tienen el poder efectivo en el país. La propuesta revolucionaria que se empieza a perfilar en forma incipiente, debe tomar la forma de una base programática para llevar a cabo en forma inmediata una vez derrotada la burguesía, y en el intertanto, debe tomar la forma de un plan concreto de lucha y movilización que logre elevar la lucha de clases e inaugure un nuevo escenario político en Venezuela.

La propuesta de los Guevaristas en este sentido tiene un carácter amplio y esta abierta a los aportes y a ser complementada por parte de las organizaciones hermanas y las organizaciones sociales que quieran participar de la iniciativa.

Proponemos por tanto al conjunto de las organizaciones hermanas, a las organizaciones sociales, a las comunidades, a los intelectuales honestos y comprometidos con su pueblo, a los medios de comunicación comunitarios, a los pueblos originarios, a los estudiantes, a las organizaciones femeninas, a las organizaciones por la diversidad sexual, a los luchadores por los derechos humanos y fundamentalmente, a las trabajadoras, trabajadores y explotados de la ciudad y el campo, a conformar a la brevedad una comisión nacional de organización del Primer Encuentro Contra la Crisis Capitalista y por el Socialismo Revolucionario. Esta amplia comisión debería asumir la responsabilidad de organizar este encuentro contando con la asistencia de la mayor cantidad posible de organizaciones y representantes para debatir y resolver en forma democrática, el conjunto de resoluciones que hoy se hacen necesarias.

Proponemos a la futura comisión, un temario inicial que puede y debe ser enriquecido producto del debate amplio y democrático en el seno de la comisión y que sirva de base para la realización de este gran encuentro.

Nuestra propuesta de temario y de algunas medidas posteriores:

1- Análisis de la situación nacional e internacional en el contexto de la crisis.

2- Caracterización de las políticas del gobierno.

3- Definiciones ideológicas fundamentales en relación al socialismo.

4- Elaboración de un programa de medidas realmente revolucionario.

5- Acuerdo de un plan de lucha sectorial y combinado tendiente a unificar la movilización

6- Organización de las iniciativas surgidas al calor del encuentro.

7- Coordinación permanente de las orgánicas asistentes a dicho encuentro.

8- Difusión de los contenidos y resultados del eventual encuentro.

9- Coordinación de la solidaridad internacional.

10- Construir comisiones por cada frente de trabajo que se defina.

También proponemos para la discusión de la base programática de las fuerzas por el socialismo revolucionario, algunas medidas urgentes a tomar para evitar que la crisis la sigan pagando los trabajadores y trabajadoras. Las medidas que proponemos se encuentran contenidas en lo que nosotros llamamos, “La Otra Enmienda”.

Exigir a los Estados Unidos y a los países capitalistas responsables de la crisis, una indemnización por los daños que pueda causar la crisis en América Latina, considerando que la crisis la generaron ellos y que nuestros países no tienen responsabilidad en la misma.

Suspensión de pagos de la deuda externa (medida que ya ha tomado el gobierno de Rafael Correa en Ecuador). De esta manera se protegen los recursos nacionales y se evita el vaciamiento de la tesorería de nuestros países.

Nacionalización efectiva de las principales empresas estratégicas para el desarrollo nacional: Recursos energéticos, acuíferos, mineros, marinos, aeronáuticos, transportes, viales, portuarios, riquezas naturales y recursos del subsuelo, sin derecho a indemnización y control de las mismas por los trabajadores y trabajadoras bajo la figura de los consejos obreros.

Nacionalización efectiva de la banca privada sin derecho a indemnización. Esta medida es de carácter estratégico y no se puede dejar pasar ni suavizar.

Liquidación efectiva del latifundio.

Regulación de la propiedad urbana y rural destinada a la vivienda.

Reforma tributaria que grave en forma real, la excesiva ganancia de  los  capitalistas.

Control Obrero y Social en la gestión de las principales empresas nacionalizadas.

Regulación de la tasa de ganancia para el comercio.

Elaboración de la Escala Nacional de Salarios. Estableciendo un diferencial no superior a ocho sueldos mínimos.

Reforma al viejo código del trabajo con suma urgencia que contemple entre otras medidas la eliminación de la tercerización en el trabajo.

Reforma completa al Sistema de Educación Nacional con la gratuidad completa de la educación en todos los establecimientos. Se debe crear sin retraso la Nueva Universidad Técnica de Trabajadores, ligada a las necesidades del desarrollo de cada región.

Establecimiento de las seis horas diarias de trabajo para todos los trabajadores

Establecimiento de la Escala Nacional de Alquileres.

Liquidación de las cadenas privadas de alimentación.

Establecimiento del nuevo Sistema de Salud Revolucionario. Este reconoce la salud como un derecho del individuo y por lo tanto el servicio es gratuito en todos los niveles y en todos los establecimientos, eliminando los seguros médicos, ya que ellos constituyen una buena parte de la comercialización de la salud.

Sindicalización obligatoria para empresas con más de 25 trabajadores. En caso de las empresas con menos trabajadores que 25, se debe permitir la conformación de los sindicatos ínter empresa.

Negociación colectiva por rama de la producción para todos los trabajadores e imposibilidad de contratar rompehuelgas por parte de los empresarios mientras dure el proceso de conflicto y negociación.

Conformación de una sola organización sindical de la clase obrera a nivel nacional.

Expropiación de los medios de comunicación audiovisuales y control de los mismos por las organizaciones de trabajadores y sociales.

Eliminación inmediata de todas las empresas destinadas a los juegos de azar y al blanqueo de capitales.

Confiscación de todos los bienes en forma inmediata a quienes se dediquen al negocio de estupefacientes, psicotrópicos o prostitución.

Confiscación  inmediata de todos los bienes que sean probadamente provenientes de la corrupción.

Control social para la gestión de gobernaciones y alcaldías por las comunidades organizadas en consejos comunales. Los gobernadores y alcaldes que no cumplan con el plan de gobierno acordado con sus comunidades, deben ser removidos de inmediato sin esperar revocatorio.

Reforma profunda al sistema de Administración de Justicia. Se crearían los Tribunales Populares Revolucionarios.

Juicio y castigo ejemplar para todos los comprometidos en el golpismo, asesinatos de líderes campesinos y de trabajadores, paramilitarismo y demás actividades de corte fascista.

Esta propuesta parcial e incompleta, debe ser ampliada necesariamente, pero puede ser un punto de partida importante para generar un debate impostergable para los revolucionarios. Quedamos a la espera de los pronunciamientos de los distintos actores políticos y sociales que permita la realización de este gran encuentro clasista por el socialismo y contra la burguesía.

Para adherir a este llamado solo es necesario mandar un correo electrónico a la siguiente dirección:encuentrorevolucionario@gmail.com y mostrarse dispuestos a trabajar en pos de la realización del encuentro. En este esfuerzo, todos son necesarios y ninguna propuesta puede ser desechada sin previa dfiscusión y resolución por el colectivo de organizaciones participantes.

Este llamado no encierra ningún propósito hegemónico ni de protagonismo de nuestra parte. Solo queremos contribuir al encuentro y coordinación de los sectores realmente comprometidos con la revolución socialista sin detenernos a pensar en pequeñeces sectarias que necesariamente se deben desechar como práctica de los revolucionarios.

Compañeros. La hora de las grandes decisiones ha llegado. El pueblo no puede seguir esperando ni menos mantenerse de frases sin contenido. Hoy se debe avanzar al socialismo como único camino para resolver la crisis en la cual el capitalismo no ha sumergido. La unidad de los revolucionarios es urgente. La lucha por nuestros derechos también. Nada ni nadie puede detener a un pueblo rebelde que se pone en marcha para conquistar su felicidad.

¡¡¡Adelante con todas las fuerzas de la historia!!!

¡¡¡Que la crisis la paguen los ricos, unidad para la revolución socialista ya!!!

Construyendo la idea y el instrumento revolucionario,

Movimiento Guevarista Revolucionario
www.guevariando.org
guevariando@gmail.com

encuentrorevolucionario@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s